La sonda europea Mars se estrelló durante su descenso a la superficie de Marte

|


FRÁNCFORT (Reuters) - Imágenes tomadas por un módulo orbital de la NASA en Marte indican que la sonda europea desaparecida durante su descenso al planeta rojo cayó a la superficie desde una altura de 2 a 4 kilómetros y quedó destruida por el impacto, dijo el viernes la Agencia Espacial Europea (ESA).


La sonda Schiaparelli, con forma de disco y un peso de 577 kilos, formaba parte del programa rusoeuropeo ExoMars, que busca evidencia de vida en el planeta rojo. La nave descendió en Marte el miércoles para probar tecnologías para un vehículo explorador que los científicos esperan enviar a la superficie en 2020.


Pero el contacto con el vehículo se perdió unos 50 segundos antes del momento previsto para el aterrizaje, generando dudas sobre su suerte hasta que se recibieron imágenes de la NASA.


Sin embargo, la parte primaria de la misión resultó un éxito ya que la nave madre de Schiaparelli fue puesta en órbita alrededor de Marte, desde donde intentará hallar metano y otros gases que podrían indicar la presencia de vida. También actuará como una estación de relevo de información para el vehículo explorador, que llegará en 2020.


El orbitador de la NASA, que vuela alrededor de Marte desde hace 10 años, tomó imágenes de baja resolución que muestran un área brillante que la ESA cree es el paracaídas de 12 metros que Schiaparelli usó en su descenso. (bit.ly/2efEs3u)


También mostraron una difusa zona más oscura, de unos 15 a 40 metros, a aproximadamente 1 kilómetro del paracaídas, que los científicos dicen habría sido creada por el impacto de la sonda tras una caída libre más larga de lo previsto.


La ESA dijo que era posible que en el aterrizaje de Schiaparelli también se haya registrado una explosión, ya que los tanques de combustible de sus propulsores probablemente estaban aún llenos.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.