siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube

Comunicado de denuncia a la agresión sufrida por una mujer por estar quitando lazos amarillos:

|


LAZOS


BARCELONA / Una mujer terminó con la nariz rota y el rostro magullado después de que un sujeto la agrediese violentamente. El conflicto surgió a raíz de una discusión relacionado con la retirada de simbología propia de los independentistas catalanes.


Según reportan medios locales, los hechos tuvieron lugar mientras la mujer paseaba junto a su marido y tres hijos por delante de una verja del parque de la Ciutadella, en el centro de Barcelona. La señora, de origen ruso pero nacionalizada española, estaba tirando a la basura los lazos amarillos que los soberanistas habían puesto antes en la reja para reclamar la libertad de los políticos independentistas presos en España.


La versión de la familia agredida es que en aquel momento un hombre desconocido y muy molesto se les acercó y les reprochó que retirasen los lazos. La conversación fue subiendo de tono hasta que el agresor propinó un golpe en la cara a la mujer, la tiro al suelo y continuó golpeándola hasta que los presentes lograron apartarlo.


La víctima está ingresada en un hospital de la capital catalana con la nariz rota y otras lesiones en el rostro, según han explicado fuentes del entorno de la familia. Los Mossos d'Esquadra —la policía autonómica catalana— han identificado al presunto agresor aunque aún no se ha reportado su detención.


RECORTES CERO / MADRID



Comunicado de denuncia a la agresión sufrida por una mujer por estar quitando lazos amarillos:


TORRA Y PUIGDEMONT BUSCAN PROMOVER EL ENFRENTAMIENTO EN EL SENO DE LA SOCIEDAD CATALANA



Desde Recortes Cero condenamos tajantemente la agresión sufrida por una mujer ayer, sábado, 25 de agosto, en el parque de la Ciutadella de Barcelona por estar quitando lazos amarillos. Según las informaciones difundidas, el ataque se realizó delante de los hijos de la mujer con gritos de carácter xenófobo como por ejemplo, “vete a tu país extranjera de mierda” y le provocó diversas contusiones.


Desde Recortes Cero denunciamos la usurpación del espacio público con la iconografía de cruces y lazos amarillos. No es como algunos argumentan un signo de “libertad de expresión” porque es poner una pancarta o un lazo en un balcón u otro lugar y otra es inundar un espacio de disfrute común con símbolos que excluyen o intimidan a los demás. Torra y Puigdemont buscan promover el enfrentamiento en el seno de la sociedad catalana; tienen que imponer de una forma agresiva el proyecto de una minoría a una sociedad que de forma mayoritaria lo rechaza.


Es inaceptable que entre julio y agosto hayan habido una veintena de encontronazos entre partidarios de la independencia y contrarios en apoyo o en rechazo de la presencia de lazos y cruces amarillas. Es expresión de una fractura creada por las élites privilegiadas independentistas con el objetivo de promover el odio y la xenofobia. Desde Recortes Cero condenamos esta línea de actuación que busca la división del pueblo trabajador cuando la realidad es que la mayoría de los que ponen o quitan lazos amarillos tienen los mismos problemas e intereses. La inmensa mayoría de catalanes estamos “agredidos” por los mismos recortes, provocados por los que nos imponen desde el poder su saqueo; sea la gran Banca que ha pagado cero euros de impuestos después de haber tenido miles de millones de beneficios el último año o sea la élite burocrática catalana como Torra, Puigdemont y todo su séquito que cobran sueldos mucho mayores que los del Estado central.


Ahora que parece que por fin Franco va a salir del Valle de los Caídos, los gobernantes catalanes quieren convertir esta tierra en un valle de cruces, recurriendo a una simbología que nos traslada a los tiempos más retrógrados de la Edad Media en las que se intimidaba a la población para dominarla.



RECORTES CERO 

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Libre@Diario