“PULL AP”- Tumba abierta en el monte EL DIABLILLO-Tenerife

|


LIBREDIARIO@DIGITAL / SANTA CRUZ DE TENERIFE


REPORTAJE / “PULL AP”- TUMBA ABIERTA EN EL MONTE EL DIABLILLO-TENERIFE


Hoy recordamos el fatídico accidente del Boeing 727 perteneciente a la compañía aérea Británica Dan Air (ya extinta), en el monte del Diablillo en Tenerife ocurrido en la tarde del 25 de abril del año 1980, y es que el lugar sigue siendo una tumba abierta a pesar de transcurrir 37 años desde entonces.


Aprovechando el buen tiempo de éstas fechas estivales, una expedición especializada en montes y acompañadas de un perro de apoyo, han emprendido un duro y difícil recorrido hacia el lugar donde tantos años atrás fue motivo de colisión del vuelo 1008 de dicha línea aérea con destino a los Rodeos desde Manchester encontrara tan terrible final en las laderas de una colina abrupta a casi 1.700 metros de altura sobre el nivel del mar.


Los hechos, sobradamente conocidos (y según los informes emitidos por la comisión de accidentes y aviación civil), cuando el comandante de dicho avión, en una maniobra de aproximación al aeropuerto, recibe instrucciones desde la torre para que permaneciera en ruta de espera mientras aterrizaba otro aparato. Por razones no del todo esclarecidas, y al parecer por un clamoroso despiste, decide mantener otra ruta de norte a sur atravesando los montes de la Esperanza hacia las cumbres de Guimar por Las Lagunetas.


PaisajeDanAirmontaa


Cuando previsiblemente se dieron cuenta del error, y ante las circunstancias de esa diferente ruta, la geografía del terreno, la baja altura y la escasa visibilidad al ser un día de bruma y nubes espesas que hacían complicado visualizar la zona, a lo que hay que añadir que en aquellos tiempos los sistemas de navegación, de comunicación y localización eran bastante precarios, provocaron que el aparato, aún en una apurada maniobra de esquiva y remonte en altura, no pudieran sortear la colina que se encontraba en su frontal en trayectoria de colisión y que no podrían ver. 


Lo anecdótico de esos últimos momentos es que por unos escasos 50 metros (que en navegación aérea no es nada), el avión habría sobrepasado la fatídica colina y habría accedido al valle de la zona norte de la Isla, y ganar de margen unos 1.500 metros de altura que le habrían garantizado una sobrada maniobra de retorno y aterrizaje en los rodeos seguramente sin más contratiempos. Lástima que esa tarde todo lo sucedido en la pretendida aproximación para el aterrizaje se tornó negativo para ese vuelo.


12

Las laderas del Diablillo en el noreste de Tenerife se cobraron ese día 146 víctimas entre pasaje y tripulación, no habiendo supervivientes y quedando el aparato totalmente destrozado en incontables pedazos y restos esparcidos por una amplia zona de la ladera y la cumbre dando prueba de la tremenda colisión producida. Habría que asimilar para imaginarlo, en el resultado de estampar una jarra de cristal contra el suelo y ver como se hace añicos.


La expedición que allí acudió recientemente, a pesar de que la zona es peligrosa y de gran dificultad para el acceso, supo acertar en las coordenadas y alcanzar la zona exacta del principal impacto y, tras una paciente exploración del terreno, pudieron hallar todavía restos tanto de materiales y componentes del malogrado avión, como de algunos restos óseos humanos que obviamente se presuponen pertenecen a alguien de los accidentados como se muestra en el reportaje fotográfico adjunto.


Hay que considerar que, por la dificultad del terreno, la dispersión de los restos y la limitación de medios y tecnología del rescate de aquellos años, sería comprensible que los materiales menores del avión y algunos restos humanos no hayan podido ser recuperados del todo y por ello que aún transcurriendo tantos años después del accidente y a pesar de la acción natural en el entorno, sigan quedando algunos vestigios y componentes del trágico incidente.



CRONOLOGÍA DE LOS HECHOS:


01. Accidente


El 25 de abril de 1980 el vuelo 1008 de la compañía ya desaparecida Dan Air se dirigía desde Manchester a Tenerife. Tras conversaciones entre la tripulación de la cabina del Boeing 727 se produce una serie de maniobras bruscas: un viraje a la izquierda y después un viraje a la derecha con el objetivo de enmendar el error anterior.


Es así como el avión se aproxima al terreno alcanzando la zona de peligro y choca con la montaña el Diablillo en el municipio de El Rosario, A 20 Km del aeropuerto de Los Rodeos, al que se dirigía. Fallecieron 146 personas y no hubo supervivientes.


02. Causas


Se habla de una posible mala comunicación o ambigua por parte del controlador aéreo hacia la tripulación del Boeing. Las instrucciones que se le dieron al comandante sobre la ruta a seguir se podría decir que no fueron concisas y éste realizó una maniobra que aun no teniéndola muy clara ni estar definida. Se habla también de que posiblemente el plazo entre la orden de la torre de control y el punto donde se debía realizar estaban muy próximos.


Así fue como el Comandante realizó un viraje a la izquierda debido a la posible confusión o falta de entendimiento del mensaje del controlador sin tener en cuenta la altitud a la que estaba volando cuando saltó la alarma de aproximación peligrosa al terreno. Después realizó un viraje a la derecha para enmendar la maniobra y trató de llevar al avión a un área de terreno elevado pero debido al acercamiento a tierra el avión colisionó con el monte El Diablillo en El Rosario.


03. Atención a las víctimas


Se formó rápidamente un gran grupo de búsqueda que reunió a efectivos de la Guardia Civil, la Policía Nacional, el Ejército de Tierra, la Cruz Roja y los Bomberos. Cuando llegaron al lugar del accidente se trató de buscar supervivientes pero la escena no daba la posibilidad de encontrar a nadie con vida.


La búsqueda siguió durante varios días más pero en este caso no con el objetivo de encontrar supervivientes sino con el objetivo de recuperar los cuerpos de los pasajeros, identificarlos y entregarlos a sus familiares.


Se dice que los cuerpos fueron difícilmente identificables por la crudeza del accidente.


04. Tratamiento mediático


La Guardia Civil montó severos controles para tratar de cuidar y respetar la intimidad de las víctimas y los familiares, pero debido a lo amplio de la escena del accidente la zona no pudo ser acordonada en su totalidad. El Boeing colisionó y avanzó por el monte dejando restos del avión durante todo su trayecto, también debido a la explosión que ocasionó.


Muchos periódicos y medios de comunicación se hicieron eco del suceso y volcaron la noticia en sus soportes, en muchas ocasiones de una forma desconsiderada con el respeto y la intimidad de víctimas y familiares.


Un ejemplo de ello es la noticia del periódico ELPAÍS titulada “Mil personas realizan un penosos rescate de las víctimas del avión siniestrado en Tenerife” publicada el domingo 27 de abril de 1980, dos días después del accidente. En ella se utiliza vocabulario con falta de tacto aludiendo a la situación en la que se encontraban los cuerpos de los fallecidos cuando fueron encontrados. En estas líneas en ningún momento se tuvo en cuenta la posibilidad de que los familiares pudieran leer la noticia y con mucha seguridad sentirse ofendidos habiendo pasado solo dos días tras el accidente.



Reportaje fotográfico…


RESTOS DEL FUSELAJE Y PIEZAS DEL BOEING 727


RestosDanAirTenerife3


RestosquemadosaccidenteDanAirTenerife


DanAir5


DanAir3



DanAirhuesos3


RESTOS HUMANOS AÚN VISIBLES EN LA ZONA DEL IMPACTO.


DanAirhuesos7


DanAirhuesos4


La Isla de Tenerife sufrió entre 1970 y 1990 una serie de trágicos accidentes aéreos de entre los cuales se encuentra el de mayor víctimas de la navegación aérea civil (choque de los dos Jumbos 747 en el año 1977 en los Rodeos), lo que hizo pensar que la Isla estaba maldita o era un gafe para la aviación, pero el tiempo y las mejoras tecnológicas en ésta materia han hecho disipar afortunadamente esa sensación, habiendo sido más achacable al error humano combinado con una deficiente tecnología entonces, y en ocasiones por algunos fallos mecánicos más que a otra consideración maléfica.


Sirva el presente reportaje como humilde recordatorio de ese incidente y esas personas que allí fallecieron en un siniestro fortuito ocurrido aquí en nuestro territorio, tan cerca y tan lejos a su vez, con la importancia de que ello contribuyó a una obligada mejora en la seguridad de la navegación aérea comprometida a evitar que éstos incidentes se repitan.



REPORTAJE de LibreDiario@Digital




Fuentes:


-El Informe Oficial 8/81 redactado por la Comisión de Accidentes e Incidentes, pero del que no existe un ejemplar en su web corporativa, por eso el enlace es al informe en inglés.


-EL PAÍS


-Reporteros de LibreDiario@Digital


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.