Una menor mata a su violador y la investigan por homicidio

|


LIBREDIARIO@DIGITAL / INTERNACIONALES


Este 1 de junio, una quinceañera de nombre Itzel fue atacada sexualmente y violada repetidas veces cerca de la estación del metro Taxqueña, ubicada al sur de la Ciudad de México, ante la mirada de transeúntes y automovilistas. Sin embargo, la víctima forcejeó, el cuchillo del agresor se clavó en su propio pecho y el atacante murió dos días después.


Casi un mes después del suceso, la familia de esta adolescente ha denunciado en conferencia de prensa que las autoridades mexicanas todavía mantienen abierta unainvestigación por homicidioy esa menor podría tener que someterse a un proceso judicial.


María de la Luz Hernández, madre de la agredida, ha asegurado que "la Procuraduría se ha ensañado con nosotros" y ha destacado que sus hijos no pueden salir de su casa yreciben llamadas amenazantes.


"Mi hija no es una delincuente, su único delito fue estar ahí", utilizó "su derecho a defender su vida" y "ahora resulta que es culpable", ha lamentado Hernández.




#EnDefensaPropia


En un video difundido en redes sociales con la etiqueta#EnDefensaPropia, Itzel explica que Miguel Ángel Pérez la llevó de un lugar a otro y abusó de ella varias veces mientras varios peatones seguían su camino sin auxiliarla. Cuando Pérez resultó herido, escapó y, momentos después, la Policía vio a la adolescente llorando y le comunicó que conocía dónde se encontraba su violador.


La agredida se lamenta de que pensó que "eso no me iba a pasar a mí", se pregunta "¿por qué hay una carpeta abierta sobre homicidio a la cual no nos quieren dar acceso?" y se queja de que se la culpa "de algo que desconozco" y "solo hay rumores de que pueden venir por mí".


Las peores prácticas de la Policía


Michel Salas, abogada y defensora de derechos humanos, ha recalcado que México tiene una responsabilidad como sociedad ante este ataque, debido a que en ese país "se ha normalizado la violencia contra las mujeres; en particular, contra las niñas y en plena vía pública".


La letrada ha subrayado que, a pesar de que la agresión tuvo lugar a pocos metros de un módulo de la Policía,nadie auxilió a la menor—quien tampoco recibió métodos anticonceptivos, retrovirales o atención psicológica inmediata—,un caso que "demuestra las peores prácticas de la Policía de la Ciudad de México".


Sin embargo, Salas ha enfatizado que lo más preocupante es quela Procuraduría de la capital mexicana no ha cerrado la investigaciónpor homicidio y, como los datos obtenidos en el lugar de los hechos y el testimonio y los peritajes corroboran la versión de Itzel, ha solicitado que ningún magistrado permita que sea vinculada a un proceso judicial.


En 2013, la joven Yakiri Rubio pasó tres meses en la cárcel pormatar a su violador, un caso que generó undebatesobre la autodefensa de las mujeres ante las agresiones sexuales en México. José Luis Rubio, padre de esa persona, también ha intervenido en la rueda de prensa: "No se trata de privilegios, sino de que tengan acceso a la justicia".

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.