El bar de Pepe. Reinonas.

|


LIBREDIARIO@DIGITAL / OPINIÓN / EDITORIAL


Banalizar el tema de la gala de Drag Queen, en el carnaval de Las Palmas de Gran Canaria diciendo que “la sociedad española está acostumbrándose a llamar la atención a base de trasgredir las normas establecidas” me parece de una ingenuidad digna de un adolescente anti sistema y revolucionario, e incluso estos, los anarquistas, estoy convencido están en contra del mal gusto y de la chabacanería.


También reconozco que la estupidez, la mediocridad y la falta de decoro se contagia con suma facilidad. Basta una palmada para que, por efecto dominó, se multiplique la ovación hasta la totalidad del aforo. Recientemente se ha descubierto el genoma que produce la idiotez esférica y mentecata.


John Mcnamara, jefe de la investigación, ha asegurado que el gen, de nombre científico Zoquethis Borregae, no es hereditario, sino que se introduce en la persona de manera subconsciente al cabo de los años. “No sabemos exactamente por qué algunas personas que nacen sanas y con todas sus facultades en orden, llegan a convertirse en estúpidos años más tarde. Lo que sí hemos conseguido ahora es detectar este gen y aislarlo.”

Las grandes farmacéuticas ya están produciendo medicamentos contra este genoma. Bayer ha sido la primera compañía en poner a la venta unos comprimidos muy eficaces en tres formatos: Estupidina, Estupidina Forte y Estupidita Ultra para los casos más complicados y evidentes. Rexona por su parte ha sacado al mercado un compuesto en formato supositorio de 60 gramos cuya principal ventaja es que sólo se administra una vez al mes.


Volviendo al tema, obviar que España, aun siendo un estado aconfesional, el 80% de la población se declara cristiano, católico y más del 40% admiten ser católicos, apostólicos y romanos practicantes tampoco da lugar a que al señor Borja Casillas, visto lo visto, le nombren profesor de religión.


El problema de estos “cerebros” que producen este tipo de bochornosos, patéticos y nauseabundos eventos llamados DRAG QUEEN, no es otro que demostrar las capacidades “artísticas” del colectivo GAY, El DRAG QUEEN es un personaje masculino que actúa vestido con atuendos propios de mujer (peluca, zapatos de plataforma, etc.) y exhibe maneras exageradamente femeninas. También llamadas “reinonas”, han aprovechado los carnavales para crear un espectáculo que lejos de estar ambientados en el carnaval parece pretende reivindicar el “día del Orgullo GAY", en plena carnestolendas. Si de lo que se trataba era llamar la atención con el bodrio y esperpéntico espectáculo lo han conseguido, es más se pueden llenar de orgullo maricón y servir de ejemplo a un colectivo de personas del que la gran mayoría se sienten tan agraviado como cualquiera profese o no la religión cristiana.


Está demostrado que, si hubieran cambiado el rol de Cristo por el de Mahoma, el Alcalde, con el Concejal de Fiestas del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, hubiera prohibido ipso facto el evento de aquelarre “satánico festivalero”. Por lo visto con los musulmanes ese “basilón” cuesta la muerte.


Esto no es libertad de opinión, nada de eso, al igual que no lo es pitar el himno nacional, la quema de banderas o el cagarse en su puta madre. Porque opinar libremente sobre las carencias de las religiones, sus mentiras y falsedades, no da lugar a insultar y ridiculizar la figura de Buda, Mahoma, Cristo, Ala, etc. Lo paradójico del tema es que muchas de aquellas personas que aplaudían y reían entusiasmada y contagiadas de la estupidez colectivas, serán las primeras en ir de romería a rogarle a la Virgen del Pino, la de Teror o al Cristo de la Vera, toda clase de prerrogativas.


Pues nada, reconozco que por una vez el carnaval de los canariones se ha mostrado “evolucionando” mucho más rápido que el chicharrero, de eso no hay la menor duda, felicitar al Ayuntamiento canarión por ser pionero en introducir el “aquelarre satánico” en los carnavales, quien sabe si ese es el futuro de las carnestolendas.



Joaquín Hernández, periodista y analista político

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.