Paulino Rivero: "Si la ley del suelo le gusta al poder económico no puede ser buena socialmente"

|


LibreDiario@Digital / Santa Cruz de Tenerife 


El ex presidente de Canarias Paulino Rivero (CC) ha criticado la Ley del Suelo promovida por su sucesor, Fernando Clavijo, porque cree que "generará más problemas de los que va a resolver" y considera que "una ley que gusta tanto a los poderes económicos no puede ser buena socialmente".


"Creo en Canarias como país, como patria, y esta ley no refuerza la idea de cohesionar Canarias, sino todo lo contrario. Ayuda a dispersar, a desintegrar, lo que es un proyecto común en el archipiélago", argumentó anoche Rivero, en su primer acto público desde que abandonó la presidencia de la comunidad autónoma.


La Fundación César Manrique, una de las entidades integradas en la plataforma contra la nueva Ley del Suelo, reunión anoche en su sede de Taro de Tahíche a dos ex presidentes de Canarias, Paulino Rivero y Román Rodríguez, y a un ex presidente del Cabildo de Lanzarote, Enrique Pérez Parrilla, para debatir esa norma.


Paulino Rivero comenzó su intervención advirtiendo de que comparte el planteamiento de que es necesario agilizar la tramitación administrativa en esa materia y simplificarla


Sin embargo, opinó que el proyecto de nueva Ley del Suelo que se ha llevado al Parlamento no apuesta por una Canarias sostenible, sino que aumenta el "desequilibrio entre la capacidad que tiene la economía canaria para generar empleo y la población".


Rivero defendió que archipiélago tiene opciones para mantener los 140.000 empleos que genera el sector de la construcción, pero a través de la rehabilitación. En esa línea, alertó de que si la ley permite construir hoteles en suelo rústico, las inversiones empresariales se encauzarán por esa vía y no por la rehabilitación.


"Esta ley va a generar más problemas de los que va a resolver, porque el crecimiento económico inmediato será un lastre en el futuro", vaticinó el ex presidente, que recordó la oposición de su partido, CC, a las prospecciones, para concluir su argumento subrayando que "no es coherente" luchar contra el riesgo ambiental del petróleo para luego apostar "por consumir suelo".


Paulino Rivero terminó sus intervenciones diciendo que no recuerda "una norma tan aplaudida a rabiar por las organizaciones empresariales". "Y, si esta ley gusta tanto a los poderes económicos, no puede ser buena socialmente"

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.