Una etíope establece el récord mundial de los 10.000 metros lisos en Río

|



RÍO DE JANEIRO (Reuters) - La fondista etíope Almaz Ayana implantó el viernes récord mundial en los 10.000 metros lisos para ganar la medalla de oro en una de las carreras de larga distancia más sorprendentes de la historia olímpica.


En apenas su segunda carrera competitiva en los 10.000 metros, Ayana dominó desde el comienzo y a mitad de la prueba se alejó del pelotón que lideraba el evento, con un asombroso ritmo para terminar en 29 minutos y 17,45 segundos.

Su tiempo fue 14 segundos por debajo de los 29,31,78 impuestos por la atleta china Wang Junxia en 1993.


"Esto significa todo para mí", dijo Ayana a periodistas. "Llegar a este punto es un sueño hecho realidad, nunca pensé que sucedería y estoy tan asombrada", agregó.


Fue la primera vez en siete años que una atleta corre los 10.000 metros en menos de 30 minutos y las primeras cuatro en llegar lograron ese hito. Las primeras 13 mujeres que cruzaron la meta mejoraron sus marcas personales, con cinco récords nacionales.


La campeona mundial keniana en los 10.000 metros Vivian Cheruiyot, la atleta más condecorada de su país, intentó en vano mantener el ritmo de Ayana pero debió conformarse con la medalla de plata. La etíope Tirunesh Dibaba, campeona olímpica defensora y que buscaba convertirse en la primera mujer en la historia olímpica en ganar un evento individual tres veces seguidas, se quedó con el bronce.


Ayana centrará ahora su atención a su distancia preferida, los 5.000 metros, en la que es la favorita. La atleta de 24 años ganó el título en la especialidad el año pasado en el mundial de Pekín y en junio estuvo a cuatro segundos de batir el récord impuesto por Dibaba en 2008 en esa distancia.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.