siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube

El fraude de Messi

|

Logo



Mesi2


OPINIÓN / EDITORIAL


Se apagan las luces del Mundial. Esta tarde tendremos un nuevo campeón del mundo. Francia y Croacia competirán por alcanzar el cetro del fútbol mundial. ¡Suerte a ambas selecciones! Y cuando termina un evento de esta envergadura toca analizar y evaluar a las grandes estrellas del balompié. Aparte de las finalistas, merecen el aplauso unánime del público, Bélgica e Inglaterra que han llegado a semifinales. Y, entre las grandes decepciones, están Alemania, España, Portugal, Brasil y Argentina. Firmes candidatas a alzarse con la Copa del Mundo y que hicieron las maletas precipitadamente. Calamitoso el papel de España que solo ganó un partido frente a Irán con un gol de rebote.


Aunque uno de los más damnificados tras el Mundial ha sido Messi. Hay quien considera al argentino, no como el mejor jugador del mundo, sino de la historia. Craso error. Todos sabemos que es un gran jugador, quizá de los mejores, pero no es el mejor de la historia, ni de lejos. El mejor jugador del mundo debe hacer campeón a su equipo, como hicieron Pelé, Di Stéfano, Cruyff, Maradona, Zidane... Ningún jugador puede ser considerado el mejor de la historia sin haber ganado un Mundial o la Copa América en caso de Messi. Y me temo que ya es tarde para ver a Leo levantando una Copa del Mundo. No dudo de la calidad de Messi, ni de sus registros. Pero estos, simplemente, le califican como un gran jugador. No como el mejor.


La realidad de Messi es que ha jugado en el FC Barcelona, arropado por grandísimos jugadores. De hecho aquellos jugadores sí ganaron la Eurocopa y el Mundial. Hablo de Puyol, Xavi, Iniesta, Valdés... Con ellos, su equipo fue invencible, pero cuando se retiraron, los títulos del argentino han quedado muy atrás. De hecho, durante los mejores años como futbolista, solo ha ganado una Champions League, por cuatro de su rival, el Real Madrid. Sus defensores argumentarán que ha ganado muchas ligas y Copas del Rey. Torneos menores a día de hoy. Lo que da prestigio internacional es el Mundial, la Copa Continental —Europa o América— y, a nivel de clubes, la Copa de Europa. Lo siento por Messi, pero es un fraude. 



Diego Gafo

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Libre@Diario