siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube

La Policía revela nuevos detalles del francotirador que planeaba asesinar a Pedro Sánchez

|


SANCHEZ


MADRID


El francotirador detenido hace unas semanas en Terrassa (Barcelona) que planeaba atentar contra el presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, tenía una "clara intencionalidad y voluntad" de llevar a cabo su objetivo, según aseguró el inspector de los Mossos d'Esquadra, Albert Oliva, en rueda de prensa.


Oliva explicó algunos de los detalles de la operación, que el diario digital Público dio a conocer luego de levantarse el secreto de sumario.


Entre otras informaciones, el portavoz de los Mossos d'Esquadra desmintió que el detenido, Manuel Murillo Sánchez, estuviese vinculado a grupos de ultraderecha a pesar de sus simpatías personales hacia esta ideología.


" Por lo que se desprende de la investigación, no lo vinculamos a ningún colectivo, por lo tanto, estaríamos hablando inicialmente de una persona con acción y actitud individual", precisó Oliva.


Además, reveló que Murillo poseía "munición de guerra" y "armas prohibidas" sin autorización en su arsenal, compuesto de un total de 16 armas cortas y largas, entre las destacan cuatro rifles de altísima precisión capaces de acertar un blanco a 1.000 e incluso 1.500 metros de distancia.


El 'lobo solitario', de 63 años, era vigilante de seguridad y los medios lo describen como un experto tirador.


Murillo decidió asesinar a Sánchez por la decisión del Gobierno español de exhumar los restos de Francisco Franco del Valle de los Caídos.


Carecía de antecedentes penales, por lo que escapó al radar de la Policía, que llevó a cabo su detención después de que una persona diese la voz de alarma al ver en un grupo de WhatsApp como el detenido pedía ayuda para conocer la agenda política y movimientos del presidente del Ejecutivo español.


El detenido ingresó en prisión incondicional en el Centro Penitenciario Brians-2 tras confesar sus planes y dijo estar dispuesto a "sacrificarse por España".


Además, en su vehículo el detenido llevaba consigo dos pistolas, una de ellas modificada de forma ilegal, según recogen los medios locales.


Público, el medio que desveló las informaciones, asegura que la Audiencia Nacional desechó imputarle un delito de terrorismo, por lo que las diligencias las lleva el juzgado de guardia número 2 de Terrassa y en el número 2 de instrucción, en los que se le procesará por "proposición de homicidio de autoridad" con "tenencia ilícita" de "depósito de armas".



Libre@Diario