siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube

Siento La Línea

|

Logo



CALLE REAL

Imagen / Calle Real / La Línea de la Concepción


OPINIÓN 


Dedicado a todo/a linense y a quien se considere como tal.


Desde mi salesiana infancia La Linea me atrapa, me atrae como imán a la raspadura férrea.


Cada haz de luz, sea de levante o de poniente, ilumina el recuerdo de mi más tierna adolescencia.


Jovensísimo aún, la calle Real, la Explanada o la plaza de la Iglesia testigos son del despertar de mi pubertad, y del sabor de una japonesa, de un merengue de La Crema o de Marietta; sin olvidar los tocinos de cielo de doña Primitiva...¡Que ricos!


Los paseos por la OJE, buscando algo mas que ver como algunos corrían el riesgo de besarse, iban haciéndolo a uno más mayor. ¡Cómo cambiábamos la pantalla por ver las últimas filas del Imperial cuando dejamos de ir al "matiné"!


Después llegaron el Albero, el Serrano, la Jerezana o el Britz para hacerle un guiño a lo más duro: una cervecita. Y todavía, y siempre, ver y hablar de aquél en la terraza del "Jockey".


Más mayor me hice yendo al Modelo


-¿Vendrá ella con sus amigas hoy?


- Mientras llegaba me acompañaba el ambiente de la música del Club 22 y el olor a pulpo braseado.


-¿Vamos al pantalán? 


- ¿Quien se apunta? 


- ¿O mejor a la Ciudad Deportiva?


La Linea, tierra de arena de playa que el levante airea y el poniente limpia de luz brillante como brillante es la mente de los suyos.


Quien habla mal solo el visitarla hace que la conciencia le pida explicaciones. El arrepentimiento llega.


- Linense, ¡que alegre eres!, Perdona 


-Aunque nací en Sevilla y viví en Campamento: Turí, turí, turí, los de La Linea, los de La Linea. Turí, turí, turí. Los de La Linea somos así.





FERNANDO RECIO

Fernando Recio-Espejo

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Libre@Diario