siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube

El Cabildo implica a los ayuntamientos para que fomenten el control de los gatos abandonados

|


GATO


TENERIFE


El Cabildo ha implicado a los ayuntamientos para que fomenten el control de los gatos abandonados a través del proyecto CES: captura, esterilización y suelta, que promueve el Grupo Animalia de Protección y Defensa para Animales Domésticos y Silvestres de Tenerife. El vicepresidente y consejero insular de Agricultura, Ganadería y Pesca, Jesús Morales, reunió esta semana a representantes municipales para explicarles los detalles de esta iniciativa a la que el Cabildo aportará 18.000 euros en concepto de subvención a esta asociación para que implante el proyecto en los municipios.


La presidenta de Animalia, Sandra Barrera, y el director general de Medio Ambiente y Sostenibilidad del Ayuntamiento de Málaga, Luis Medina-Montoya, explicaron junto al consejero Jesús Morales los detalles del proyecto CES con el fin de evaluar su aplicación en otros lugares de España e intercambiar opiniones sobre el método y su efectividad.


El abandono de perros y gatos se ha convertido en un importante problema para los municipios ya que en muchos casos los propietarios abandonan a los animales en las vías públicas, lo que también implica un peligro para la seguridad vial más allá de la propia situación de abandono de la mascota. En el caso particular de los gatos, se unen otras circunstancias como la mala imagen para un destino turístico de primer nivel como Tenerife, peligro para la fauna silvestre o riesgo por enfermedades a personas o a otros animales.


Jesús Morales explica que “si bien para los perros existen más recursos, en el caso de los gatos las opciones son muy escasas, por lo que desde el Cabildo creemos necesario aportar una ayuda directa para fomentar el control de los gatos abandonados”.


Según datos del Colegio de Veterinarios, la población de gatos censados en Tenerife asciende a 17.711 aunque el número total de animales es mucho más elevado dado que muchos de ellos no están registrados. Mientras que los perros que se abandonan son recogidos en los diferentes refugios existentes en la Isla, un total de 20, solo existe un refugio exclusivo de gatos, La Rosaleda, ubicado en el Puerto de la Cruz y con capacidad para 350 animales.


El tratamiento que se suele dar a los gatos abandonados, sin tener en cuenta el sacrificio, ofrece dos posibilidades. Por un lado, albergarlos en refugios específicos para mantenerlos allí hasta que son entregados en adopción, como sucede con La Rosaleda. La otra alternativa posible es mantener a los gatos en colonias controladas, lo que se denomina proyectos CES: captura, esterilización y suelta. Esta opción consiste en mantenerlos en las zonas urbanas o rurales en las que se encuentran pero ejerciendo sobre ellos un control, que consiste en identificarlos, esterilizarlos, manteneros controlados desde el punto de vista sanitario y alimentarios de forma correcta.

Libre@Diario