siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube

Trump amenaza ahora con imponer una tasa del 20% a la importación de coches europeos

|


TRUMP


LIBRE@DIARIO/CEPREDE@


Las declaraciones de Trump tienen lugar tras la entrada en vigor la pasada medianoche de los aranceles impuestos por la UE a una lista de productos procedentes de EEUU en respuesta a la decisión del Gobierno estadounidense de gravar las importaciones de aluminio y acero europeas. 


El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, amenazó este viernes con imponer unos aranceles del 20% a todas las importaciones de vehículos llegados a EE.UU. desde la Unión Europea (UE). "Basándome en los aranceles y las barreras al comercio que Estados Unidos y las grandes compañías y los trabajadores sufren en la Unión Europea, si estos aranceles y barreras no se eliminan pronto, estaremos aplicando un arancel del 20% sobre todos sus automóviles", señaló Trump en su cuenta de Twitter. 


"Fabríquenlos aquí", añadió el mandatario estadounidense.La amenaza de Trump llega el mismo día en el que la UE ha comenzado a aplicar aranceles adicionales por valor de 2.800 millones de euros a una lista de casi 200 productos procedentes de Estados Unidos -como zumo de naranja, whisky, tabaco, vaqueros, arándanos, motos o mantequilla de cacahuete- en respuesta a los impuestos que el presidente Donald Trump decidió imponer a las importaciones de acero y aluminio del bloque comunitario. 


En caso de que los aranceles a los vehículos europeos sean finalmente aplicados, el sector del automóvil de la UE se vería golpeado "con dureza", según un estudio del Instituto de Viena para Estudios de Economía Internacional Comparada (wiiw, en sus siglas en alemán) publicado en mayo.


Alemania, donde los automóviles suponen el 28,4% de las exportaciones a EEUU, sería de lejos el socio más golpeado. 


También sufrirían no solamente otros productores de coches, como Suecia (16%), Italia (12,8%) y el Reino Unido (12%), sino aquellos suministradores de componentes para la industria automotriz, como Eslovaquia (60%), Hungría (27,7%), Austria (10,5%), España (9,1%) y la República Checa (4,8%).Esta no es la primera vez que Trump amenaza con sancionar a los vehículos fabricados en Europa, ya que en marzo hizo lo mismo después de que la Unión Europea asegurara que iba a responder con contundencia a los aranceles al acero y al aluminio.

Libre@Diario