siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube

Sanidad detecta 3.144 pacientes con retinopatía diabética en 2017 mediante el programa Retisalud

|


Alicia Pareja y Eliseo Quijada oftalmu00f3logos del HUC 210717


LIBRE@DIARIO/CANARIAS


La Dirección General de Programas Asistenciales del Servicio Canario de la Salud (SCS) informa de que, desde la puesta en marcha en 2008 del programa Retisalud de cribado de la retinopatía diabética, desarrollado para fomentar la detección precoz y tratamiento de esta patología, se han realizado un total de 387.244 retinografías, pasando de las 15.961 de 2008 a las 58.379 de 2017, es decir, un 265,76 por ciento más, lo que evidencia el éxito del programa.

La retinopatía diabética es una complicación vascular de la diabetes y su prevalencia está fuertemente relacionada con la duración de la enfermedad y el control glucémico. Las enfermedades de la retina constituyen la primera causa de ceguera a nivel mundial y su prevalencia va en aumento. De hecho, el desprendimiento de la retina, la retinopatía diabética, la degeneración macular asociada a la edad o la retinosis pigmentaria están detrás del 67% de los casos de discapacidad visual en Europa y afectan a más del 30% de la población de más de 50 años.

En cuanto a la población diana de Retisalud, ha crecido desde las 112.734 personas de 2011, cuando se detectaron 1.728 retinopatías diabéticas, a las 128.208 de 2017, detectándose 3.144 retinopatías diabéticas. En este periodo de tiempo el número de pacientes cribados ha ascendido desde los 24.006 de 2011 a los 48.080 del pasado año, alcanzando, por tanto, una cobertura anual de retinografías del 21,29 por ciento en 2011 y del 37,5 por ciento de 2017.

La cobertura bianual de retinografías, es decir, el porcentaje de diabéticos susceptibles de ser incluidos en Retisalud a los que se les ha hecho una retinografía en este sistema en los últimos dos años, es del 57,90 por ciento del total en 2017, cifra que supera ampliamente el 10,60 por ciento registrada en 2008.

Este proyecto se ha ido implantando progresivamente en las siete áreas de Salud de las islas, prestando atención a toda la población con diabetes mediante el uso de 43 retinógrafos no midriáticos. Retisalud permite anticipar la aplicación del tratamiento específico con el objetivo de disminuir la incidencia de la ceguera en los pacientes diabéticos.

Objetivos de Retisalud

El programa Retisalud busca la detección precoz y el tratamiento adecuado de la retinopatía diabética, así como disminuir la incidencia de la ceguera provocada por esta patología.

Con este proyecto también se busca facilitar la accesibilidad a la prueba de retinografía no midriática a todas las personas con diabetes, mejorar la coordinación entre Atención Primaria y Especializada para las lecturas y derivación de las pruebas, ampliar la capacidad resolutiva de Atención primaria y hacer un seguimiento de la evolución de la retinopatía diabética.

Proceso asistencial

El proceso asistencial de Retisalud hace uso de las telecomunicaciones y los sistemas de información sanitarios para posibilitar la realización de este programa de telemedicina, donde la prueba de fondo de ojo es valorada por los distintos profesionales sin que el paciente tenga que estar presente. 

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Libre@Diario