siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube

Baltar insiste en la propaganda y el engaño

|


BALTAR

Imagen/José M. Baltar


LIBRE@DIARIO/CANARIAS


Dice el Consejero Baltar que "apuesta por el empoderamiento de los pacientes en la toma de decisiones compartidas" y lo relaciona con el llamado "Compromiso para la mejora de la Sanidad Pública" presentado el 15 de diciembre de 2017 fecha que, a juicio de la Consejería, debe suponer el punto que marca el antes y el después de la participación social y profesional en el sistema de salud canario. Por ello nos vemos obligados a hacer las correspondientes puntualizaciones ante semejante afirmación que ignora nuestra historia de modo flagrante y que además pretende apropiarse de la lucha y movilización desarrollada durante muchos años por los colectivos y organizaciones ciudadanas y profesionales articulando múltiples iniciativas de participación. No vamos a tolerar que el "recién llegado" Consejero de Coalición Canaria manipule y pretenda rentabilizar lo que es patrimonio de tanta gente.


Desde los años 70, cuando se luchaba en los prácticamente únicos frentes progresistas de las islas en el campo de la salud: la experiencia pionera en el campo preventivo y asistencial, desarrollada en el Centro de Salud de Tirajana (1976-1979); desde el año 1991 en Fuerteventura, con un seminario internacional cuyas conclusiones se recogieron en la Declaración de Fuerteventura de Reformas Sanitarias y cimentaron la capacidad histórica del pueblo majorero en la lucha por la salud y la sanidad pública; también en Salud Comunitaria se desarrollaron los casos de Palo Blanco (Tenerife) y El Patio (Telde), la experiencia de participación en Tijarafe y otros pueblos......


Mientras tanto fueron constantes las maniobras de la administración sanitaria canaria (básicamente de Coalición Canaria) para hacer fracasar los intentos por desarrollar los órganos de participación social en la gestión del Servicio Canario de la Salud como se establece en la Ley 14/86 General de Sanidad y en la Ley 11/94 de Ordenación Sanitaria de Canarias. Y lo consiguieron, ya que generalmente no existen Consejos de Salud en Canarias y en los pocos casos en que se constituyeron fueron inutilizados por acción u omisión de dicha administración sanitaria.


Ahora Baltar se ha sacado de la manga unos Consejos Insulares de Salud designados por arriba y totalmente alejados de la participación real de la ciudadanía y los profesionales. Sin embargo los Consejos de Salud de Zona Básica, pegados a los Centros de Salud y a los barrios y pueblos de nuestras islas, no los quiere ni en pintura porque no los podría controlar como hace con los "insulares". También está reuniendo unos impresentables Consejos de Participación Hospitalaria que como el del Hospital Dr. Negrín tiene la escandalosa presencia de su jefe, el empresario privado del Grupo San Roque, Mario Rodríguez. Basta con saber esto para denunciar la intención de dar carta de naturaleza a la privatización mediante el planteamiento "participativo".


Otro ejemplo histórico de participación social en salud fue el caso del Foro Social Canario por la Salud y la Sanidad Pública, promovido por la Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública de Canarias, que se constituyó en la Jornada del 13 de marzo de 2010 con la participación de más de 30 colectivos sociales y sanitarios. El Foro presentó 25.000 firmas de apoyo a una Proposición de Ley de Iniciativa Popular, para la Defensa y Promoción de la Salud y la Sanidad Pública en Canarias, en octubre de 2010 en el Parlamento de Canarias y, por unanimidad de todos los grupos parlamentarios, se acordó en el Pleno del día 7 de marzo de 2012 la toma en consideración de la misma y partir de ahí no se ha avanzado más, para llegar a la necesaria Ley de Salud y Sanidad de Canarias, por falta de voluntad política de CC que ahora presume de abanderar la participación social en las cuestiones de salud. Consideramos que el bloqueo a la I.L.P. no es ajeno a que uno de sus ejes esenciales sea superar el modelo de asesoramiento y consulta (como el que se da en el famoso "Compromiso" y en los "Consejos" de Baltar) y hacer posible un mayor grado de participación en las decisiones sobre gestión sanitaria, con una mayor representatividad social y profesional en los Consejos, aumentando su peso en los mismos. Es necesario que los órganos de Participación tengan carácter decisorio sobre la identificación de los problemas de salud, la determinación de prioridades de actuación, la asignación de recursos y la evaluación.


Por eso consideramos como el colmo del cinismo y del ánimo de engañar a la ciudadanía la supuesta defensa de los "presupuestos participativos" que se está haciendo y para los que se asigna la estratosférica cifra de 2 millones de euros, ¡de un Presupuesto Sanitario de 2.930 millones de euros!. ¡Qué poca vergüenza!. Por el contrario, para la Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública de Canarias la finalidad de los presupuestos participativos sería la de deliberar, planificar y elaborar las propuestas ciudadanas y profesionales para todo el presupuesto sanitario, comprendiendo Atención Primaria, Atención Especializada y las acciones de Salud Pública relativas a epidemiología y promoción de la salud, a sanidad ambiental e higiene de los alimentos y también a inspección y calidad sanitaria, a educación sanitaria.....



Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública de Canarias

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.