siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube

Mi tertulia.com

|

Online Radio LIBREDIARIO@DIGITAL/OPINIÓN/EDITORIAL


EL BAR DE PEPE


MI TERTULIA.COM


Hoy en día la tortilla de papas no es lo que era, porque las papas y los huevos no saben a papas ni a huevos, con lo cual es mejor comer huevos fritos con papas” y se quedó tan pancho el muy mamón.


El cazurro de turno se sienta ante la alcachofa, léase micrófono, empieza a impartir sus mediocres opiniones sobre cualquier tema, lo mismo le da que sea de política, economía, deportes, etcétera y además con tanta rotundidad en sus manifestaciones que hasta él mismo se lo cree.


Normalmente estas opiniones están marcadas bajo la directriz de la consigna expresa del director de la emisora, de los intereses políticos o económicos, en definitiva; la tertulia se convierte en tal martingala invertida que insulta la inteligencia del menos avispado.


Los hay que su demagogia barata resulta vomitiva hasta la náusea, los que se consideran estar en posesión de toda la verdad que al parecer tienen patentada y que sólo sirve para desacreditar con toda clase de improperios al partido político contrario, te dicen con su cara dura que en España todo va bien y somos Europeos y la pera limonera; resultando que ahora estamos todos súper – realizados y todos tenemos un súper –súper curro, que la gente que veo a las 7 de la mañana en las colas del paro son alucinaciones mías, así que cuéntenme que es lo que me pasa; o la gente no es gente y son marcianos y yo un gilipollas, o el marciano y gilipollas soy yo y lo que veo todos los días es mentira.


Hay días que tienes el cuerpo un poco masoquista y te da por poner la tertulia de Intereconomía, por ejemplo, y te dan ganas de hacerte “maquis” echarte al monte o el harakiri. A poco que cambies el dial te encuentras con otra cadena local y sueñas con la soberanía plena y todos con chilabas y turbantes, las mujeres con el burka y arrodillados, cara a la Meca.


La mejor es la tertulia sindicalista, ahí es donde se reúnen los salvadores de la patria. Comentaban la reforma laboral y la implantación obligatoria de cursos de formación de parados de larga duración, lo grotesco del tema es lo ocurrido a un familiar, carpintero de toda la vida, que acaba de terminar un curso de informática, asombrado le pregunté “¿y para qué carajo te sirve ese curso?” con cara de cachondo mental me contestó “Para preparar mi currículo” ¡¡manda huevos con los ayatolas sindicalistas!!


Al fin y al cabo ¿Quién aprovecha el curso de informática? ¿Mi pariente el carpintero o el Gobierno que quiere camuflar el número de parados, vendiéndonos estadísticas falsas y que está al loro de todo lo que ocurre?, ¿o los sindicatos apesebrados y sobornados que viven del cuento y por la jeta, que así justifican los cientos de millones de euros que han trincado a lo largo del pasado año?


He decidido, rotunda e inapelablemente, no volver a escuchar ninguna tertulia radiofónica y volver a las tertulias del Bar de Pepe, entre cañas de cervecitas, vinito tinto del país, alguna que otra papita arrugá y poniendo a parir al presi, entrenador, director deportivo del Tete y todo lo que se menea, incluyendo al gobierno, al final acabamos echando unos chinos, de aquellos de “tres con las que saques”, y pagando el que pierde; que siempre suele ser el menda lerenda.



Joaquín Hernández, periodista y analista político


Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.