siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube

El rey emérito, «resignado» a pasar sus últimos días en silla de ruedas

|


LD@D / MADRID / Los años no perdonan y el superar la octava década ha supuesto un auténtico quebradero de cabeza para el rey Juan Carlos I. El monarca se está resintiendo de los problemas de cadera y rodilla que lo han acompañado los últimos años, pudiéndole complicar su día a día los próximos años.


De hecho, parece que el emérito se habría «resignado» a salir públicamente en silla de ruedas en sus próximas apariciones públicas. Su situación complica que pueda sostenerse por su propio pie, por lo que es una posibilidad que debamos acostumbrarnos a verle postrado en el artefacto.


La periodista especializada en la Casa Real, Pilar Eyre, muy cercana a fuentes de la Zarzuela, es quien ha ofrecido esta afirmación, explicando que Juan Carlos «tiene la cadera destrozada por un accidente de esquí, la nefasta operación de hace años y la artrosis».


Recordó que esta enfermedad es «mal de familia», dejándolo «prácticamente inmovilizado y con grandes dolores». Por ello, lamentó que a pesar de que «ha luchado como un jabato, rehabilitándose sobre una camilla», el rey «se ha resignado y ha decidido hacer obras en su lado de la Zarzuela».


De este modo, refirió que la Familia Real adaptará el palacio «a la silla», para así facilitar el día a día del emérito, quien deberá acostumbrarse a utilizar el aparato para trasladarse, al perder la firmeza en sus piernas a raíz de los dolores causados por las operaciones de rodilla y cadera.


Juan Carlos seguirá el camino de su madre



Atrás queda el recuerdo de ‘MimiMóvil’, el cariñoso apodo que le ponían el príncipe Felipe y las infantas Elena y Cristina a la silla de ruedas en la que trasladaban a su abuela, María de las Mercedes. 18 años después de fallecer, Juan Carlos lamenta tener que pasar sus últimos años como lo hizo la reina.


«Ya se ve como su madre», detallaba Pilar Eyre, recordando que «pasó sus últimos años dependiendo de los demás y sin levantarse del ‘MimiMóvil». Juan Carlos apareció en múltiples ocasiones ayudándola a su madre a facilitar su movilidad con la silla de ruedas con motor.


El 7 de abril, Juan Carlos pasó nuevamente por quirófano, para cambiarse una prótesis colocada en su rodilla derecha. Sin embargo, un mes y medio después, el monarca reapareció en un acto público, obligado a presentarse en silla de ruedas, creando las alarmas por su condición.

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
Libre@Diario