siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube

El Cabildo y el Gobierno de Canarias acercan los servicios sanitarios a los pacientes del norte de la Isla

|


LIBREDIARIO@DIGITAL / TENERIFE


El presidente del Cabildo de Tenerife, Carlos Alonso, y el consejero de Sanidad del Gobierno de Canarias, José Manuel Baltar, firmaron hoy [miércoles 9] el protocolo de actuación que permitirá acercar los servicios sanitarios a los lugares de residencia de los pacientes de la zona norte de la Isla. El objetivo es mejorar la sanidad y también la movilidad, “dos caras de una misma moneda”, dijo Alonso. 


Esta iniciativa conjunta, cuya inversión alcanza el medio millón de euros, supondrá que “alrededor de 1000 pacientes a la semana no necesitarán trasladarse al área metropolitana para la realización de pruebas diagnósticas o de extracciones, lo que significa, además, sacar de la carretera 150 vehículos diarios”.


Carlos Alonso explicó que esta medida se une al conjunto de actuaciones que, desde 2015 viene poniendo en marcha el Cabildo para resolver la movilidad en la Isla y que se centra en la mejora de enlaces y accesos a la autopista así como de los modos de transporte. Es la primera vez en Canarias que se lleva a cabo un paquete de medidas a demanda para abordar un problema de tráfico, asegura el presidente insular.


José Manuel Baltar señaló que “esta iniciativa redundará en una mejor atención a los pacientes del norte de Tenerife e incrementará y mejorará los recursos sanitarios de esa zona”. El consejero de Sanidad explicó que este protocolo se enmarca dentro del programa Movernos en lugar de Moverlos, con el que se pretende evitar los desplazamientos de los pacientes para recibir atención sanitaria, ya sea dentro del propio área de salud o entre los centros de las islas no capitalinas a los de referencia de Gran Canaria o Tenerife. “Para ello, mejoramos las prestaciones y recursos de cada zona”, indicó.


Con este protocolo el Cabildo quiere disminuir la distancia, el sentido y el número de los desplazamientos necesarios para acceder a determinados servicios sanitarios, como consultas externas o la realización de pruebas diagnósticas que no precisen de alta tecnología. Tras iniciar contactos con el Servicio Canario de Salud, se detectó que a diario se realizan cientos de desplazamientos desde el norte de la isla hasta el Hospital Universitario de Canarias (HUC) para la realización de extracciones, consultas especializadas, tratamientos y pruebas diagnósticas.


La población que se vería beneficiada por la nueva localización de los puntos de atención es la que reside entre el municipio de El Sauzal y el de Buenavista del Norte, unos 200.000 habitantes que diariamente acceden al HUC haciendo uso de uno de los tramos viarios más congestionados de la Isla, la TF-5.


Líneas de actuación


Por un lado, se seguirán potenciando los servicios de telemedicina de forma que el paciente pueda recibir la atención sanitaria y el diagnóstico en el entorno del Hospital del Norte, sin tener que desplazarse. “Eso requiere de equipos y de apoyo del personal médico del HUC”, indicó el presidente que añadió que, para ello, Imetisa destinará 300.000 euros en la adquisición de equipos. Esta acción evitaría unos 900 desplazamientos de ida y vuelta a la semana.


Asimismo, ya desde junio, las extracciones de sangre se realizarán en los Centros de Atención Especializada (CAE) y en los Centros de Salud de la zona norte, lo que también supone reducir 900 desplazamientos a la semana. La tercera línea de actuación se centra en la mejora de la capacidad de diagnosis en el Hospital del norte con dos aparatos de radiografía simple digital y la mejora de la capacidad de consulta del centro. Es un proceso que tiene que ver con la adquisición de aparatos con lo que sus primeros resultados se podrán empezar a ver a finales de este año.


El consejero de Sanidad añadió que la idea es contar también con un sistema de archivo para potenciar la telemedicina “que posibilita la optimización de los servicios sanitarios facilitando la atención al paciente en zonas distantes”. En este sentido, explicó que la actividad realizada por los CAE del norte de la Isla van en aumento. En 2017 se atendieron más de 237.000 consultas. Casi 35.000 pacientes fueron atendidos en las Urgencias del Hospital del Norte, 9.789 han acudido ya durante el primer trimestre de este año, datos que confirman el nivel de resolución que está alcanzando este centro que, solo en el primer trimestre de este año ya ha atendido a 272 pacientes ingresados frente a los 717 del pasado año”, indicó Baltar.


Detalles del protocolo


A través del protocolo que se firma, el Cabildo manifiesta su intención de contribuir a posibilitar la realización de las pruebas analíticas y diagnosis en los Centro de Atención Especializada (CAE) de La Orotava, Puerto de la Cruz y Hospital del Norte, mediante la cesión de uso al Servicio Canario de la Salud (SCS), por medio de Imetisa, del equipamiento sanitario necesario.


El SCS, que se hará cargo de su mantenimiento, reparación y conservación, dispone del personal necesario para la adecuada e inmediata entrada en funcionamiento de los equipos de analítica y diagnosis a fin de garantizar su operatividad en la mayor franja horaria posible, en el marco de un programa para trasladar las extracciones de sangre y consultas externas desde el HUC a los centros de atención primaria y CAE / Hospital del norte.


El Cabildo ya trabaja con la dirección del HUC en un estudio de movilidad de los trabajadores y usuarios del HUC por medio de los servicios técnicos de Titsa a fin de adecuar la oferta del servicio de transporte público a las necesidades de los mismos. En este estudio se incorpora el dato del origen de usuario en el sistema de información del propio centro. En este sentido, se pide la colaboración e implicación de los profesionales médicos porque la mejora de la calidad de la ciudadanía se consigue evitando desplazamientos multitudinarios.

Libre@Diario