siguenos en facebook siguenos en Twitter siguenos en Google+ Canal de youtube

Baltar defiende la utilización de todos los recursos sanitarios disponibles para reducir las listas de espera

|


LIBREDIARIO@DIGITAL / CANARIAS


  • En 2017, el SCS realizó 134.540 intervenciones quirúrgicas, un 9% más que en 2016, que permitieron reducir la lista de espera interanual en un 16,5%
  • El consejero asegura que se continuará mejorando el rendimiento de los hospitales públicos y se concertará con medios ajenos "lo que se necesite, de una forma legal y transparente, siempre que sea posible presupuestariamente"
  • El procedimiento de derivación de pacientes a los centros concertados se gestiona entre los hospitales y las Direcciones de Área de Salud, que determinan los centros sanitarios en los que deben ser atendidos los pacientes

El consejero de Sanidad del Gobierno de Canarias, José Manuel Baltar, informó esta mañana en el Pleno celebrado por el Parlamento de Canarias que la actividad quirúrgica del Servicio Canario de la Salud aumentó en 2017 un 9%, con 134.540 intervenciones quirúrgicas realizadas, lo que ha permitido reducir la lista de espera un 16,5%; una mejora en el rendimiento a la que han contribuido todos los profesionales de la red pública, sanitarios y no sanitarios, y para la que se han utilizado todos los recursos a disposición del sistema sanitario, contemplados en la normativa vigente.

Baltar, que compareció ante la Cámara regional a petición de los grupos parlamentarios, aseguró que "lo más importante para la Consejería de Sanidad es resolver el problema de salud de los pacientes con calidad, seguridad y en el menor tiempo posible", un objetivo que persigue su equipo directivo desde su toma de posesión", de ahí que defendiera "continuar mejorando el rendimiento de los hospitales públicos y concertar con medios ajenos lo que se necesite, de una forma legal y transparente, y siempre que sea posible presupuestariamente".

Indicó que de las 134.540 intervenciones quirúrgicas realizadas en 2017, del orden de 104.479 (el 80% de total) se realizaron en hospitales del SCS (92.551 intervenciones) o a través del modelo de "cupo" (11.928 intervenciones), consistente en el alquiler de quirófanos de centros concertados en momentos en los que los quirófanos públicos están a pleno rendimiento, "una modalidad utilizada desde años anteriores y que hemos potenciado un 25%", precisó.

Las 30.069 operaciones restantes se realizaron con medios ajenos (un 20% del total), a través de los conciertos y contratos con los centros concertados, de lo que se desprende que de cada 10 intervenciones realizadas 8 se practican en hospitales y con profesionales públicos y 2 con medios ajenos.

"Concertamos lo que se necesita", recalcó José Manuel Baltar, una vez agotados o aprovechados al máximo posible los recursos de los hospitales públicos.

Señaló que entre 2016 y 2017, el porcentaje del gasto en intervenciones quirúrgicas concertadas en relación al gasto total del SCS disminuyó de un 4,86 a un 4,59 por ciento, un descenso del 5,5%.

Estos datos ponen de manifiesto que los centros sanitarios públicos concentran el peso de la actividad asistencial y del gasto, como evidencia que en el pasado ejercicio recibieran en su totalidad los 160 millones concedidos través de un crédito extraordinario.

Respecto al procedimiento de derivación de pacientes a los centros concertados, el consejero señaló que es un procedimiento protocolizado que gestionan directamente los hospitales y las Direcciones de Área de Salud, que determinan los centros sanitarios donde deben ser atendidos los pacientes.

Reducción de las listas de espera

José Manuel Baltar insistió en que para disminuir las listas de espera quirúrgica (LEQ) es necesario aumentar la actividad asistencial y que los datos del último corte reflejaron una importante reducción interanual, del 16,5%, como resultado del trabajo realizado en el último año, un descenso que alcanza hasta el 23,6% en el número de pacientes que llevan más de seis meses esperando por una intervención.

Las especialidades en las que más ha descendido la LEQ son las de Cirugía General, Oftalmología, Traumatología, Otorrinolaringología y Urología, que en conjunto logran una disminución del 18,5 por ciento del total.

Este descenso también se produjo en la lista de espera para primera consulta con el especialista, que se redujo un 16%, sobre todo en Rehabilitación, Ginecología, Oftalmología, Digestivo y Cirugía General.

En pruebas diagnósticas, la lista de espera aumentó en 125 pacientes, si bien la actividad en pruebas diagnósticas se incrementó en más 43.000 pruebas, un 6% más.

Hospitalización Media Estancia

El consejero de Sanidad defendió el trabajo realizado por el personal del SCS en la elaboración de los pliegos y la tramitación del concurso de contratación de Hospitalización de Media Estancia, que establece los criterios mínimos de calidad exigibles a las empresas concertadas.

Se trata de una acción emprendida en 2016 por encargo del equipo anterior al frente de la Consejería de Sanidad, para adaptar los conciertos existentes a la Ley de Contratos del Sector Público y se cumpla con los criterios de calidad que requiere la asistencia sanitaria.

El trabajo realizado por el equipo actual ha consistido en continuar con la labor iniciada, de tal manera que a la elaboración y publicación de los pliegos, siguió la preparación y convocatoria del concurso de licitación para la contratación de la Hospitalización de Media Estancia, así como la actualización de la Orden de 2006 que fija los requisitos para la homologación de los centros que quieran concertar con el SCS, que incluye los de disponibilidad de dos camas por habitación e instalación de aire acondicionado.

El consejero de Sanidad recordó el objetivo no es otro que "ofertar un servicio adecuado a la demanda y a la calidad que marca la sanidad actualidad y, por supuesto, dar respuesta lo más rápido posible a los problemas de salud de los ciudadanos".

Financiación y "brecha" sanitaria

Otro de los aspectos apuntados por el consejero en su comparecencia ante el Pleno del Parlamento se refirió al aumento de la dotación presupuestaria con destino a Sanidad, que en 2018 asciende 2.929.802.914 euros, un 8,59% más respecto a 2017, que supone la mayor partida económica de su historia y, en términos relativos, el mayor incremento del conjunto de las comunidades autónomas.

Canarias supera en 2,8 puntos porcentuales a la Comunidad Balear, con el segundo mayor incremento de la ficha presupuestaria autonómica (5,8%); en 3,2 puntos a las comunidades de Andalucía, Aragón o Asturias (5,4%) y en más de 3,5 puntos a Murcia, Comunidad Valenciana, etc.

Baltar señaló que la brecha en la financiación autonómica supone, en el caso de Canarias, una diferencia de 408,59 euros menos por habitante y año respecto a la comunidad más financiada (País Vasco) una situación que, si bien el Gobierno de Canarias intenta contrarrestar aumentando el peso de la financiación autonómica destinada a la sanidad pública, urge corregir para que realmente se cumpla del principio de cohesión en el SNS. 

Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.